comunidades

Métodos para alisar el cabello sin estropearlo



¿Qué chica con cabello rizado no se levanta mucho más temprano para poder lucir un estilo largo y lacio?  Yo soy testigo de esa alegación cada mañana me despertaba horas antes para alaciar completamente mi pelo. Se podría decir que era mi ritual de todos los días, me lo planchaba para cualquier ocasión ir a la escuela, trabajo o incluso salir a comprar. Me encanta como luce largo y liso con un estilo elegante.

De manera que pasaron los días comencé a notar que mi melena ya no era la misma, las puntas se habían convertido en orzuela (puntas abiertas) quebradiza y la mayor parte de mi cabellera estaba quemada y sin el brillo natural que solía portar. Sabía que tenía que dejar de plancharlo, pero para mí no era opción, por más se estropeaba sabía que terminaría por usarla "una vez más".

Este peinado ha estado muy de moda y claramente es la tendencia capilar más fuerte de este año. Pero seamos realistas, estas cansada de tener que utilizar la plancha a diario pues el pelo pide a gritos que lo dejes de quemar. ¿Pero realmente has buscado otras alternativas? y no estoy hablando de los alaciados permanentes que consisten en procesos químicos.

Como siempre digo: “para todo problema, hay una solución”. Métodos que no nos dañan con herramientas naturales y económicas siempre serán una buena opción para cualquier situación y para un alaciado perfecto no se quedan atrás.

El día de hoy te enseñare algunas consejos y métodos que puedes usar si buscas este cabello liso que tanto quieres portar. Sigue leyendo y deja de torturar a tu melena con esa tenaza malévola que quemará tu cabello como un infierno.
 

1. Mascarilla de aceite de oliva con huevo:

Además de fortalecerlo te lo plancha naturalmente. Solo necesitarás de dos ingredientes y un poco de tu tiempo para poder realizarlo. Necesitarás: 1 cucharada de aceite de oliva y 2 huevos. Mezcla bien y aplica desde la raíz hasta las puntas con movimientos circulares. Déjalo por lo menos 1 hora y enjuágalo con agua tibia. Úsala 1 o 2 veces por semana solamente.

- Mascarilla de leche con miel:

Agregaremos tres ingredientes para esta receta. Necesitarás: una taza de leche, miel y 1 plátano. Mezcla los tres ingredientes hasta que tengas una composición homogénea y aplica en todo tu cabello dejándola reposar por lo menos 1 hora o hasta que la mascarilla seque. Enjuaga con agua tibia y listo has terminado. Procura usar esta receta de 1 a 2 veces por semana.

- Mascarilla de leche de coco con limón:

Te dejará el cabello increíble y es el método que más me ha funcionado. Y para esto utilizarás: 1 vaso de leche de coco y ½ limón. Mezcla perfectamente y enfría antes de aplicarla hasta llegar a una consistencia espesa. Coloca la mezcla uniformemente de raíz a las puntas y déjalo actuar por 1 hora o hasta que esté completamente seco. Finalmente lávalo bien con champú y acondicionador y listo. Puedes utilizar esta receta de 1 a 2 veces por semana.

- Mascarilla de áloe vera:

Esta planta además de ser un muy buen hidratante para el cabello seco y quebradizo, es la solución para un alaciado deseado, para esta mezcla necesitarás: ½ taza de aloe vera y ½ taza de aceite de oliva. Mezcla estos dos ingredientes hasta que quede una solución semi-liquida, después aplícala por toda tu cabellera hasta dejarla secar. Enjuágala posteriormente y ¡listo!

- Aceites calientes:

Si tu cabellera es bastante rizada lo más probable es que esta receta sea ideal para ti. Usaremos tres aceites diferentes de los cuales los calentaremos para que tus rizos rebeldes puedan llegar a el estado plano que buscas. Para esto utilizarás: ¼ aceite de oliva, ¼ aceite de ricino y ¼ aceite de argán. Mezcla estos tres ingredientes y calienta en el microondas hasta que estén calientes de manera que puedan ser aplicados sin quemarte. Pon la mezcla en tu cabello humedecido y envuelve tu melena en una toalla humedecida durante media hora. Y para finalizar enjuaga perfectamente. Puedes usar esta receta de 1-2 veces por semana o dependiendo de que tan rizado sea tu cabellera.

Consejo: La cantidad de los ingredientes varían dependiendo de la longitud y grosor de cada cabello.

- Cepillar el cabello:

Puede que suene algo muy simple, pero es bastante efectivo. Cepíllalo después de una larga ducha y continúalo haciendo hasta que el mismo se seque con naturalidad. Esto le dará un lacio natural más no perfecto. Si tu cabello es muy rizado puede que no funcione como tal, pero puedes intentar otras alternativas para conseguirlo.

- Proceso de secado: 

Dejaremos cualquier aparato que nos queme el pelo ya sea una plancha o un secador lo evitaremos de ahora en adelante. Pero esta vez haremos una excepción no dañina donde utilizaremos la secadora expulsando aire frío de manera que no lastimará la melena. Procura que tu cabello este húmedo, con un cepillo peina y desenreda mientras hechas aire hasta que quede seco. Al terminar aplica alguna crema hidratante para conseguir un alaciado aún más perfecto.
 

- Método envolvente:

Divide tu cabello por secciones y enrolla alrededor de tu cabeza y asegúralo con algunos pasadores o pinzas planas. Déjalo hasta que se seque y cepilla para que quede uniforme. Es un método no muy usado pero si funciona.


  
Utiliza algunas de estas recetas o métodos que he compartido contigo para obtener ese cabello liso que tanto deseas. Recuerda que no todas tenemos la melena igual así que busca la opción que más te funcione y te guste. Espero te haya gustado este post y ansío verte de vuelta con más consejos y tips de belleza que se que te funcionarán.

¡Nos vemos hasta la próxima!
 
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos