Belleza

Mujer Chic Idea guardada 31 veces
La valoración media de 56 personas es: Excelente

Convierte tu cuerpo en un quemagrasa con la dieta cetogénica, sin el efecto rebote


Fuente: Unsplash


La dieta cetogénica, también conocida como dieta “Keto” propone el consumo muy  bajo en carbohidratos y rico en grasas “buenas” y se basa  en el principio de que cuando en el cuerpo hay pocos azúcares éste produce unas moléculas conocidas como cetonas que es  un combustible alternativo al azúcar.


En esta dieta, la energía se obtiene casi únicamente de las grasas, como consecuencia, los niveles de insulina disminuyen y aumenta la quema de grasa, por lo que los depósitos de grasa del cuerpo son usados como fuente de energía.

Por sus evidentes ventajas muchas celebridades han probado esta dieta y muchas con gran éxitocomo Halle Berry, kim Kardashian, Rihanna o Gwyneth Paltrow.


Ventajas de la dieta

Se siente menos hambre al sustentarse en una dieta basada principalmente en grasas y proteínas.

No se pierde masa muscular

Reduce los niveles totales de colesterol en sangre

Disminuye los triglicéridos

Se pierde más grasa corporal que en otros tipos de dietas

Aumenta el metabolismo, lo que evita el efecto rebote cuando se suspende la dieta

Previene enfermedades como la diabetes

¿ En qué consiste la dieta?

Consiste en una reducción de los carbohidratos como cereales, legumbres, alimentos azucarados, frutas, tubérculos (papa, yuca, camote)  y el consumo de grasas saludables y proteínas.

Esta dieta lo que pretende relamente, es reeducar al cuerpo a utilizar la fuente de energía de forma diferente  y que nuestro metabolismo  queme más grasa, conviertiendo al cuerpo en una máquina “quemagrasas”.

Normalmente el cuerpo utiliza los carbohidratos como fuente de energía. Al ingerir carbohidratos,   aumenta los niveles de glucosa y entonces el cuerpo la quema rápidamente y si no la usa totamente, libera insulina para indicar que debe almacenar esa energía sobrante en forma de glucógeno o grasa.

Pero la glucosa no es la única fuente de energía; el organismo también puede usar las grasas mediante la oxidación de las grasas, la diferencia es que este proceso es mucho más lento.

Existen diferentes grados de rigidez de esta dieta, por lo que la proporción entre grasas y carbohidratos que se deben consumir al día puede variar.  Los rangos propuestos son:

                                 Grasa                 Proteínas        Carbohidratos        

Más estricta              75%                         20%                           5%           =       100       

Menos estricta       65%                          20%                           15%       =       100

Las fuentes de  alimentos recomendadas son:

Fuentes de Grasas

Las grasas deben provenir, básicamente de grasas “buenas” para obtener los beneficios indicados. Las grasas permitidas son:

*Mantequilla clarificada

Mantequilla de maní

Aguacate

Aceite de oliva virgen

Aceite de coco

Frutos secos ( almendras, piñones,nueces, pistachos, avellana, nueces de macadamia)

Semillas (ajonjolí, cáñamo, girasol, lino)

Aceitunas
Fuentes de proteínas

Pescados:  Preferiblemente pescados grasos como  salmón, sardina, anchoas, atú. También se puede consumir, sin abusar pescados blancos como el mero, merluza, caballa, bacalao, etc.

Mariscos: Camarones, calamares, cangrejos, ostras,  ostiones, almejas, mejillones, langostas,calamares etc.

Huevos

Carne de res

Cordero

Cerdo

Pollo

Pavo

Pato

Codorniz
Carbohidratos:

Preferibemnet deben obtenerse de losm vegetales bajos en almidón, que son aquellos que crecen sobre la supeficie:

Lechugas y vegetales de hojas verdes como la espinaca, rùcula o kale

Berro

Calabacín

Alcachofa

Repollo

Pepinos

Brócoli

Colifror

Tomate

Ajies,

Espárragos

Berengenas

Puerros

Col rizada

Apio

Ajo

Brotes (alfalfa, bambù, habas)

Hongos

Rábanos

Frutas: Comerlas en menor medida ya que contienen fructosa un tipo de azúcar. Estan permitida en porciones pequeñas: Fresa, frambuesa, cereza, kiwi, arándanos, guayaba, ciruela o albaricoque Alimentos lácteos:

Evita la leche ya que contiene gran cantidad de lactosa, un carbohidrato.

Crema de leche

Crema agria

Todo tipo de quesos

Yogur entero sin azúcar
Bebidas:

Agua

Tés : Verde, blanco, negro o rojo, menta siempre  sin azúcar
Especias:

Pimienta

Canela

Clavo de olor

Romero

Albahaca

Selillas de comino, cilantro, y tomillo

Cùrcuma

Pimienta de cayena

Eneldo

Menta

Orégano
Alimentos prohibidos:

Alimentos de pastelería como bizcochos, donas, galletas, pies, etc.

Alimentos ricos en azùcar como los Helados, jugos industriales, mermeladas, etc.

Sodas

Alimentos hechos con harina de trigo como el pan o las pastas

Tubérculos como la papa, yuca, camote

Arroz

Maiz

Cebada

Avena

Legumbres: habas, frijoles, lentejas, garbanzsos, guisantes (arvejas) etc.

Quinoa

Mijo

Centeno

Frusta con alto contenido de azúcar: banana, uvas, manzana, mango, naranja, papaya,etc.

Bebidas alcohólicas

Productos industrializados, en general, porque pueden contener glucosa en su fórmula

Leche

Aceites: Soya, canola, maiz, girasol, sésamo, maní, palma

Grasas Trans
Recomendaciones importantes:

Tomar mucha agua, unos dos litros al día

Si en tienes dudas sobre algún alimento en particular, verifica que no contenga más de 12 gramos de carbohidratos por cada 100 gramos del alimento.

Debes seguir la proporción de grasa, proteínas y carbohidratos, ya que cuando se entra en estado de cetosis la energía proviene de los ácidos grasos, pero para sintetizar la glucosa   el cuerpo necesita proteínas y si no la obtiene de los alimentos, la consigue de los músculos. Por esta razón es que se recomienda consumir una alta proporción de proteínas, preferiblemente las que aparecen en la lista recomendadas.

Trata de consumir bastante fibra y consume los alimentos permitidos que la contienen, principalmente los que tienen baja proporción de glucosa, así puedes consumir gran cantidad como los vegetales de hojas  verdes como lechuga, espinacas, rúcula, apio o berros o de alimentos como pepino, aguacate, berengena o brotes de bambú, que además al ser altamente alcalinos ayudarán a acidificar tu organismo.

Luego que pierdas el peso deseado, deberás dejar la dieta, pero debes hacerlo de manera gradual. Debes empezar a agregar alimentos con más glucosa como las frutas con más índice glusémico que aparecen en la lista de alimentos prohibidos. Luego ve agregando alimentos ricos en hidratos de carbono complejos como avena, pan o arroz integral.

No se recomienda hacer mucho ejercicio, ya que el cuerpo necesita glucosa cuando realiza ejercicios y esta dieta no los provee suficientemente. Lo más recomedable son los ejercicios aeróbicos de baja intensidad como caminar.

No debes hacer esta dieta por períodos largos. Lo ideal es hacerla por unos 5 a 7 días, pero nunca exceder de tres semanas, ya que fuerza el hígado al tener que quemar grasas de manera muy rápida y a los riñones por el alto consumo de proteínas.

Si llevas esta dieta por más de 5 días, es necesario que lo hagas bajo la supervisión de un médico.

Antes de comenzar la dieta debes estar segura que tu hígado y riñones sestán sanoss, y en general que tienes buena salud, por lo que es recomedabe someyerte a un examen médico.

Como no se consumen todos los tipos de alimentos de manera proporcionada, puede presentarse deficiencias alimenticias, por lo que se recomienda compesar tomando un suplemento vitamínico, de calcio y de potasio. Te invitamos a visitar:

Que nos ofrece la cosmética moderna para rejuvenecer la piel

Remedios naturales para limpiar tus riñones y mantenerlos saludables

 

Fuente: este post proviene de Mujer Chic, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos