Belleza

Yo amo los secretos de belleza Idea guardada 7 veces
La valoración media de 8 personas es: Excelente

Cuándo renovar tus productos de belleza



Cambiar o renovar tus productos de belleza en el momento adecuado puede evitar que tu piel sufra severos daños como manchas, acné y arrugas prematuras en la piel, además de prevenir infecciones en los ojos. Y es que cuando utilizamos maquillaje o algún otro producto viejo o ya vencido puede contener muchas bacterias acumuladas causando marcas anti-estéticas que muchas veces nos es difícil de eliminar.

A continuación podrás observar un vídeo en donde conocerás a detalle cuándo es el momento adecuado para renovar tus productos de belleza y así evitar daños en tu piel y ojos: 

Muchas mujeres suelen acumular productos de belleza ya sea porque son de una marca comercial reconocida, por su alto precio o simplemente por descuido. Todos los productos de belleza tienen un promedio de vida útil, según en base a los ingredientes por los cuales han sido elaborados, una vez que se hayan vencido y si se siguen utilizando pueden llegar tener efectos negativos en la piel  como infecciones, alergias, erupciones, etc. Es por ello que es importante conocer en que momento debemos renovar nuestros productos para evitar cualquier efecto no deseado. 

Barras y brillos labiales: Este producto está en contacto constante con la boca, la cual es uno de los principales focos de bacterias, así que se aconseja que los cambies por lo menos cada año. Un buen truco de belleza para que el labial duré más tiempo y que además pueda contener menos bacterias, es que lo apliques con un pincel para labios y no directamente de la barra. Debes de tomar en cuenta que los labiales de larga duración tienden a secarse antes y por lo tanto, quizás debas reemplazarlos antes de lo que pensabas.

Polvo, rubor y sombras de ojos: Estos productos tienen una vigencia de dos a tres años. Para que tus cosméticos estén libres de bacterias es importante que laves tus brochas y pinceles con los que aplicas el producto, esto ayuda a prevenir infecciones y daños a tu piel y ojos, de la misma manera ayuda a conservar el producto por más tiempo.

Delineadores en lápiz: Los delineadores en lápiz, tanto de labios como de ojos, llegan a tener una vida útil de tres años. Para que tengan un mejor funcionamiento y puedas conservarlos se recomienda sacarles punta a menudo. Cuando llegues a notar que la madera empieza a resquebrajar y la punta se rompe frecuentemente, es un aviso de que debes cambiar tus delineadores por otros.

Rímel o Máscara de pestañas: Según los expertos confirman que nuestro rímel o máscara de pestañas debe ser renovada cada tres meses, aunque en realidad podemos utilizarla un poco más de tiempo. Nuestro rímel nos dará a conocer que debe ser renovado cuando se hace necesario meter y sacar varias veces la brocha en el recipiente para extraer el producto. Si eres de las que acostumbra hacer eso siempre, debes dejar de hacerlo, ya que provoca que entre aire al recipiente y el producto se seca, tornándose en un peor estado. Lo que sí es recomendable es que cuando reemplaces tu rímel, puedas llegar a conservar la brocha, sobre todo si se trata de una marca de calidad, de esa forma podrás utilizarla nuevamente o te servirá para cepillar tus pestañas aportándoles volumen. 

Base: Al momento de aplicar la base maquillaje debes de tomar en cuenta que esta no se encuentre vencida o que sea muy antigua, ya que puede llegar a resecar tu piel o incluso provoca la aparición de acné. Las bases que son de consistencia cremosa tienden a durar de seis meses a un año. Sin embargo, aquellas bases que contienen protector solar pueden arruinarse antes de tiempo. Es importante que cuando notes que tu base cambia de color u olor, puedas cambiarla inmediatamente, ya que en caso contrario puede dañar a tu piel. Las bases líquidas suelen durar menos tiempo que las bases compactas.

Cremas Hidratantes: Normalmente cada crema, dependiendo de la marca y fórmula trae consigo la fecha de expiración, generalmente en la parte del prospecto. Siempre debes observar que al momento de cambiar de color, olor o consistencia, esto puede ser una advertencia para reemplazarla.

Esmaltes de uñas: En muchas ocasiones compramos esmaltes de uñas y a los pocos meses de comprarlos se secan, a pesar de ser de buenas marcas. Los expertos comentan que los esmaltes de uñas si llegan a ser de buena calidad pueden durar varios años, pero requiere que los guardes en lugares frescos y que no los dejes destapados. Cuando observes que el esmalte empieza a separarse dentro del frasco y que se torna espeso y con grumos, es señal que debes reemplazarlo.


Si por alguna razón no pudiste ver el VÍDEO solo debes dar clic a las letras azules, y te llevará de forma directa. :)

Conoce mas secretos de belleza paso a paso en mis diferentes redes sociales:

YOUTUBE: Solo dale clic a las letras azules. Suscribete es gratis

FACEBOOK: Solo dale clic a las letras azules

INSTAGRAM: Solo dale clic a las letras azules

TWITTER: Solo dale clic a las letras azules
 
Conoce también: DATOS INCREÍBLES QUE NO CONOCÍAS DE TU CABELLO, Vídeo:


 
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos