comunidades

Recetas para decir adiós a los puntos negros

¡Consigue una piel perfecta!

Una de las cosas que más nos atormentan son los puntos negros, que se oponen ante nuestro deseo de lograr una piel perfecta. Sin embargo, con una limpieza correcta y ciertas mascarillas podemos evitar su proliferación y conseguir nuestro objetivo. ¡Apunta estos consejos!

limon


Tiras caseras contra los puntos negros

Si buscáis una manera sencilla y efectiva de eliminarlos, MdPCaro nos deja una receta genial. Para ello necesitaremos gelatina o grenetina sin sabor y medio limón o lima. En un cuenco echaremos 2 cucharaditas de la gelatina o grenetina, en este caso en formato polvo, junto a otras dos de zumo de limón para mezclarlo bien. Si la consistencia queda demasiado dura podemos echar un poco más de limón. Una vez lo tengamos podremos calentarlo en el microondas durante 10 segundos o al baño maría hasta que se disuelva.

Lo mezclaremos bien hasta que esté completamente disuelto. Ahora podremos aplicar un poco de polvo de talco en aquellas zonas en las que tengamos puntos negros y retirar el exceso para después echar nuestra mascarilla. La consistencia debe ser parecida a la de la cera de depilar. Dejaremos que se seque completamente para después retirarla con cuidado. Comprobaréis que se lleva los puntitos negros de la misma manera que las bandas adhesivas que comercializan muchas firmas. Recordad limpiar el rostro, aplicar tónico e hidratar para terminar el tratamiento.



Mascarillas caseras

Elrincondemavi nos deja 7 mascarillas que nos ayudarán a luchar contra los puntos negros. Éstos se originan cuando los poros se llenan y taponan con sebo o células muertas, adquiriendo un color negro con el tiempo debido a la melanina de las células muertas y a la oxidación de la grasa. Son comunes en la frente, nariz y barbilla y debemos aplicar elementos que combatan la grasa y estimulen la circulación. Aquí os dejamos diferentes recetas:

1. Pondremos a hervir un litro y medio litro de agua con 1 cucharadita de menta, lavanda y romero. Cuando alcance el punto de ebullición lo retiraremos y dejaremos enfriar unos 5 minutos antes de colocar nuestra cabeza sobre el vapor con una toalla que nos cubra durante otros 5 minutos. Tras ésto nuestros poros se habrán abierto y será más fácil extraer la suciedad. No olvidéis lavar después con jabón neutro y pasar agua de rosas con un algodón para cerrar los poros.

2. Mezclaremos arcilla de tierra de batán con agua hasta hacer una pasta y la aplicaremos sobre la zona con puntos negros. Tras 25 minutos de reposo la enjuagaremos con agua tibia y usaremos un paño húmedo para retirar impurezas. Podemos hacerlo una vez a la semana.

3. Haremos una pasta con arcilla rosada y agua, la aplicaremos en la zona afectada y dejaremos reposar 25 minutos. A continuación, enjuagaremos con agua y aplicaremos gel de Aloe Vera o sábila. Podemos repetirlo una vez por semana.

4. Exprimiremos una naranja y mezclaremos el zumo con un yogur natural y una cucharada de copos de avena para hacer masajes sobre el rostro con el resultado.

5. Usaremos 3 cucharadas de yogur natural y el zumo de un limón grande para hacer una mezcla que aplicaremos durante 20 minutos en el rostro. La retiraremos con un paño húmedo y pasaremos un algodón con extracto de hamamelis. Es perfecta para usar dos veces a la semana.

6. Usaremos un pedazo de piña lavada y cortada en pedazos para frotarlos suavemente sobre la piel. Después lavaremos con agua el rostro.

7. En un recipiente mezclaremos 2 cucharadas de leche y otras 2 de gelatina o grenetina sin sabor para calentarlo durante 10 segundos en el microondas. Aplicaremos el resultado sobre la zona conflictiva y lo dejaremos actuar 10 minutos para retirarlo. Finalmente, lavar con agua tibia y aplicar crema hidratante.

¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos